Un embarazo no previsto

El anticonceptivo no ha funcionado, el preservativo se ha roto… o nadie te ha dado nunca la información correcta y completa de cómo funciona tu cuerpo y cómo evitar quedarte embarazada.

En cualquier caso, sólo tú tienes el derecho a decidir si tienes los recursos afectivos, psicológicos y económicos para ser madre o no.

Si no sabes qué hacer puedes encontrar ayuda y apoyo en los consultorios públicos, en los espacios autogestionados de los consultorios privados laicos .

Cuánto tiempo tienes para decidir

La interrupción voluntaria del embarazo está permitida por la ley 194 dentro de los primeros noventa días, periodo que se calcula a partir de la fecha de la última menstruación. Saber esto es muy importante: normalmente cuando nos damos cuenta de estar embarazadas ya han pasado al menos 5 o 6 semanas desde el último ciclo. Es necesario también tener en cuenta que la ley 194 impone 7 días de “reflexión” desde la fecha del certificado médico hasta que se pueda presentar en el hospital para la intervención, por lo que en realidad son sólo 5-6 semanas de tiempo útil para decidir qué hacer.

A partir de la semana 12 se puede recurrir al aborto terapéutico sólo si el embarazo o el parto suponen un grave peligro para la vida de la mujer o cuando se han encontrado procesos patológicos, entre los cuales aquellos relativos a anomalías relevantes o malformaciones del feto, que determinan un grave peligro para la salud física o psíquica de la mujer.

Desde el 2010 se puede interrumpir un embarazo también con el método farmacológico, la píldora RU486, pero hay que saber que en este caso, se puede obtener la píldora abortiva sólo hasta la 7ª semana de gestación (49 días desde el último ciclo menstrual).

A quién dirigirse

Para obtener el certificado de interrupción del embarazo puedes dirigirte gratuitamente a los consultorios familiares públicos, a un hospital , o también a un médico de tu elección. Lleva contigo un documento, la tarjeta sanitaria, o en el caso de que el médico al que te dirijas no sea un ginecólogo, el test de embarazo de una farmacia o un laboratorio de análisis (*)

Viene siempre bien verificar que el médico con el que se tiene la cita no sea objetor de conciencia (*) , si no se corre el riesgo de perder un tiempo precioso.

Si quieres puedes ir con tu pareja, pero no tienes porqué hacerlo y nadie puede imponerte que él esté presente.

El médico tiene que verificar contigo los motivos que llevan a interrumpir el embarazo con el respeto a tu dignidad, libertad y confidencialidad, y proporcionarte indicaciones sobre la ayuda y el apoyo de carácter social y económico a los que tienes derecho en el caso que decidas no abortar.

Si eres menor de edad

La ley permite que puedas interrumpir un embarazo no deseado aunque seas menor de edad, con el consentimiento previo de tu padre y tu madre. Si por varios motivos no es oportuno implicarles, o son contrarios a ello; el médico, dentro de siete días desde tu solicitud, enviará al juez tutelar competente un informe de tu voluntad, junto a su propia opinión. El juez tutelar, dentro de cinco días, fijará una entrevista contigo, y teniendo en cuenta tu voluntad, tus razones y el informe del médico, puede autorizarte a decidir la interrupción del embarazo, acto no sujeto a reclamación.

Si eres extranjera

La ley permite que puedas interrumpir el embarazo aunque no tengas el permiso de soggiorno, nadie podrá informar a la policía o retenerte.

Recuerda que puedes acceder a los consultorios públicos y a los hospitales para obtener el certificado y solicitar la intervención aunque no tengas la tarjeta sanitaria.

El proceso burocrático

El médico extiende un certificado (*) que debe estar firmado también por la mujer; con una sugerencia a “aplazar”, “reflexionar”, de un plazo de siete días. Transcurrido este tiempo podemos dirigirnos a un hospital público o concertado para solicitar la interrupción del embarazo, en caso de urgencia el médico puede emitir un certificado que permite dirigirse directamente al hospital sin que hayan transcurrido los 7 días.

Es muy importante que el certificado se rellene correctamente para evitar que sea rechazado en el hospital (idem*).

Hospitales en Milan y cercanias para interrumpir un embarazo no deseado

En el hospital se fijarán los exámenes de rutina y la fecha para la intervención, que normalmente se realiza en régimen de día, y en general con anestesia local.

Si optas por el aborto farmacológico está prevista una hospitalización de tres días, pero nadie te puede impedir que firmes y vuelvas a casa; en este caso se te suministrará una primera píldora y después deberás volver al día siguiente para la segunda píldora, y pasadas dos semanas para una revisión.

Los nombres de las mujeres que recurren a la interrupción del embarazo no pueden ser divulgados o hechos públicos. En los informes que los médicos y los hospitales, por ley, deben hacer llegar a la autoridad sanitaria provincial; no se debe mencionar la identidad de la mujer.

*TEST DE EMBARAZO Es muy importante que el test de embarazo sea una certificación impresa y que tenga nombre y apellido de la mujer. Por esto es aconsejable –para hacer el test- acudir a un laboratorio de análisis o a una farmacia que otorgue este tipo de servicio. Algunas farmacias regresan el éxito del test en un par de horas, otras después de uno o dos días. Para hacer el test es suficiente recolectar -en un vaso limpio- un poco de la primera orina de la mañana.

*OBJETORES DE CONCIENCIA La ley 194 permite a los médicos en contra del aborto de no cumplir los procedimientos y las actividades especificadamente y necesariamente directas a determinar una interrupción del embarazo. Por esto, un médico objetor no te proporcionará una certificación para la interrupción voluntaria del embarazo. También en el hospital, podrás encontrarte con médicos y personal paramédico objetor. En algunos hospitales el porcentaje de objetores es muy alto: considerando que esto impone tiempos de espera muy largos, te aconsejamos de recolectar informaciones antes de elegir el hospital donde solicitar la operación. Recuérdate que, por la objeción de conciencia, el personal no está exento de otorgar asistencia antes y después de la intervención. Si encuentras o te enteras de algún abuso o de graves ineficiencias en el servicio causados por personal objetor, contáctanos  (331-1094589 o consultoria@autistiche.org).

*En la CERTIFICACIÓN PARA REQUERIR UNA INTERRUPCIÓN VOLUNTARIA DEL EMBARAZO, controla la fecha de expedición, tu nombre y apellido, la fecha de tu ultimo menstruo y las formulaciones de leyes (por ejemplo “Espletate le procedure previste ai sensi dell’ art. 5 L 194/78 si ritiene che sussistano le circostanze di cui all’articolo 4, per cui, trascorsi sette giorni dalla data del presente certificato, la richiedente potrà presentarsi in una delle sedi autorizzate per effettuare l’intervento”)